domingo, 25 de diciembre de 2016

RECORRIENDO LOS CORREDORES DE LA HISTORIA

RECORDANDO NUESTRO ORIGEN REVOLUCIONARIO

ASESINATO DEL CODO DEL DIABLO:  A 68 AÑOS DE SU MUERTE, LOS ASESINOS INTELECTUALES Y MATERIALES NO HAN SIDO JUZGADOS

Por Camilo Santamaría

UN PEQUEÑO PREÁMBUL  El pasado 19 de diciembre se cumplieron 68 años del más brutal crimen político de nuestra historia. Ese día fueron asesinados alevosamente seis personas, todos por razones políticas y entre ellos cuatro dirigentes del Partido Vanguardia Popular. En esta oportunidad, estaremos conmemorando esta fecha histórica el día domingo 18 de diciembre, a partir de las 9:30 AM, en el cementerio obrero, San José. Solo mueren a los que olvidamos. Los MÁRTIRES DE CODO DEL DIABLO ESTÁN PRESENTES.

Todos estaban presos y fueron sacados de la cárcel con el propósito, brutalmente meditado y ordenado por las autoridades superiores de ese momento, de asesinarlos.

El crimen se cometió en el Codo del Diablo. El ocultamiento de este horroroso hecho de sangre, se quiso ocultar en la historia oficial. Todos ellos fueron asesinados sin ninguna posibilidad de defensa, todos estaban esposados. Fueron fusilados Federico Picado, ya electo diputado por la Provincia de Limón y Tobías Vaglio, Lucio Ibarra, Octavio Sáenz, todos dirigentes del Partido Vanguardia Popular y, además, Narciso Sotomayor y Álvaro Aguilar. 
En su memoria los evocamos con el mismo respeto y la misma emoción. Todos nos inspiran para luchar por un mundo mejor, con justicia social que ha de ser el fundamento de la paz. Su historia seguirá siendo parte de ese acicate que aceita la rueda de la historia contra el imperialismo yanqui y las transnacionales.
Invitamos a las y los costarricenses honestos, solidarios, democráticos, revolucionarios y patriotas a este acto de recordación.
Recordar es honrar. Trencemos nuestras manos, templemos nuestra ternura. Unidos para que semejante barbarie, no se vuelva a suceder y la impunidad siga anegando impúdicamente las páginas de la historia política de este país.

No hay comentarios:

Publicar un comentario